Mezclar churras con las meninas de Velázquez

Mezclar churras con meninas.     No tan Anónimo

Por lo extenso y variado del idioma español somos dados a usar muchas expresiones. La que nos ocupa hoy es la de: “Mezclar churras con merinas”.

Blogueando he encontrado una explicación creíble de la expresión que dice que  individualmente es muy fácil distinguir a los dos tipos de ovejas, pero si las mezclas todas en un rebaño, separarlas ya no lo resulta tanto. Esto, relacionado con el significado que le damos nosotros a la expresión, quiere decir que aunque aparentemente haya una relación entre ciertas cosas, si se mira con un poco de calma veremos que no es verdad.

Pero hoy quiero hacer notar que cada vez me tropiezo con más gente que confunde la expresión y la cambia diciendo “Mezclar churras con meninas

Las meninas es como se le llama a un cuadro de Diego Velázquez cuyo título es “La familia de Felipe IV”

Y para todos quienes confunden la expresión, en mi jugueteo con el GIMP, he perpetrado la siguiente versión del cuadro:

las-merinas-de-velazquez

Quizás viendo este esperpento os deis cuenta de que es igual de estúpido mezclar a las hijas* de Felipe IV en la expresión como meter ovejas en el cuadro.

*Actualización: Añado el siguiente párrafo que Freya9 amablemente ha puesto en un comentario

En ese cuadro sólo sale una hija de Felipe IV, Margarita de Austria, que es la chiquilla de en medio, la del vestido blanco. Las otras dos eran hijas de nobles que hacían de damas de compañía de la infanta; a esas damas de compañía, en ese tiempo, se las conocía como meninas, de ahí el nombre popular del cuadro.

5 comentarios

Archivado bajo Desvaríos

5 Respuestas a “Mezclar churras con las meninas de Velázquez

  1. kikito

    Hola!

    Creo que has conseguido justo lo contrario de lo que pretendías…

    Al hacer el fotomontaje has demostrado que es perfectamente posible “mezclar churras con meninas”. Y esque para mí la expresión siempre ha significado “mezclar dos cosas que no tienen absolutamente nada que ver”.

    Por supuesto cualquiera es libre de seguir utilizando la antigua, aburrida y menos gráfica “mezclar churras con merinas” para indicar “mezclar cosas que se parecen pero que no son exactamente lo mismo”. Aunque “pitos y flautas” es más corto.

  2. yo

    ¿Qué es «bolguear»?😛

    El origen de la expresión «mezclar churras con merinas» no tiene nada que ver con que sean fáciles o difíciles de distinguir:

    http://www.genciencia.com/biologia/churras-y-merinas

  3. yo

    Ah, por cierto, has mezclado merinas con meninas ¬¬

  4. Freya9

    Siento ser puntillosa, pero un apunte… en ese cuadro sólo sale una hija de Felipe IV, Margarita de Austria, que es la chiquilla de en medio, la del vestido blanco. Las otras dos eran hijas de nobles que hacían de damas de compañía de la infanta; a esas damas de compañía, en ese tiempo, se las conocía como meninas, de ahí el nombre popular del cuadro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s